"Muchacha en la ventana" de Salvador Dalí

"Muchacha en la ventana" de Salvador Dalí

domingo, 8 de enero de 2012

Generación “ni-ni”, ¿una cortina de humo ante la cruda realidad?


Llevo varios meses escuchando el nuevo apelativo con el que nos han apodado a los jóvenes, generación “ni-ni” (ni estudia, ni trabaja), de entre todos el que más me indigna. Hace un par de días leí en diversos periódicos una noticia en la que se recogían los datos de los jóvenes de entre 18 a 24 años que ni estudian ni trabajan dentro de la Unión Europea, según Eurostat. Es curioso ver como los medios de comunicación recogen en una multitud de artículos que en España 800.000 jóvenes, o lo que es lo mismo un 22,4% de la población de entre 18 y 24 años, ni estudia ni trabaja, y apenas se hagan eco de que el paro juvenil en nuestro país alcance ya casi al 50%. Pero, ¿por qué intentan maquillar la realidad y desviarnos hacia otras cosas más insignificantes en comparación con los verdaderos problemas que hay ahí fuera?, ¿qué intereses hay ocultos, para no ver algo tan obvio, como que se está perdiendo una generación cada día a pasos más agigantados, y la cual será difícil de reubicar?
Es verdad, que la formación es importante, pero entiendo, aunque no comparta, la desmotivación que pueden tener algunos jóvenes en la época que estamos atravesando. Es duro ver cómo pones todas tus ilusiones por estudiar una carrera, continuar luego con una especialización para ser un poquito más competente que ayer y levantarte cada día con esta clase de noticias: casi 3.000 periodistas en Madrid han perdido su trabajo desde 2008[1]; el cierre del diario gratuito del grupo Planeta, ADN y por consiguiente el despido de 60 trabajadores; los 10 despidos del periódico El Día de Valladolid; o los 37 de RTVCYL, entre otras noticias.  
Pese a todo, me gustaría quedarme con una de las frases que recogió en su carta de despedida, el director de ADN, Albert Montagut.

“El periodismo es una profesión maravillosa 
                                             pero muy, muy complicada,  
                                             y con muchos contratiempos, 
                                          algunos profundamente injustos,
             pero al final del túnel siempre está la luz de la vocación
                                         y el deseo de servir a la comunidad 
                                                 con honestidad y objetividad,
                                                 la luz brillante del periodismo”.



[1] Datos proporcionados por el Observatorio de la Asociación de la Prensa de Madrid (APM)

1 comentario:

  1. Estoy de acuerdo contigo.. Se esta perdiendo a muuucha gente que vale mucho.. y encima se les encasilla en el mundo NiNi.. aunque también hay que reconocer que hay mucho que realmente son eso.. NiNis.. y encima les encanta..

    ResponderEliminar