"Muchacha en la ventana" de Salvador Dalí

"Muchacha en la ventana" de Salvador Dalí

lunes, 12 de marzo de 2012

Años luz de cumplir con los objetivos del Protocolo de Kioto


La entrada en vigor del Protocolo de Kioto no dejó a nadie indiferente, ya que desde sus inicios este instrumento jurídico ha desarrollado una gran variedad de medidas y políticas, que los distintos países que lo ratificaron están adoptando en sus legislaciones nacionales para frenar el cambio climático.  
De hecho, numerosos han sido los ámbitos de actuación de la Unión Europea a este respecto. El Libro Verde presentado por la Comisión sobre el comercio de los derechos de emisión de gases de efecto invernadero en la Unión Europea fue el primer paso en este sentido. A partir de este momento se abría el debate sobre la puesta en marcha de este sistema. Lo que dio lugar a la Directiva 2003/87/CE mediante la cual se establecía el Mercado Europeo de Derechos de Emisión. Más tarde, llegaría la Directiva 2004/101/CE que relaciona  el comercio de emisiones europeo con otros instrumentos complementarios como los mecanismos de flexibilidad. Hasta llegar a la Directiva 2008/101/CE  en la que se introduce un nuevo sector, el aéreo, uno de los grandes causantes de los gases de efecto invernadero en la atmósfera, ya que sólo el impacto total de la aviación en el clima es entre dos y cuatro veces superior al provocado solamente por sus emisiones de dióxido de carbono del pasado. Hay que tener en cuenta, además que en la actualidad existen alrededor de 4.000 compañías dentro de la Unión Europea o que operan en aeropuertos comunitarios. Por eso la UE ha decidido tomar cartas en el asunto y desde el pasado 1 de enero, las aerolíneas que vuelven en la UE, ya sea a través de vuelos con origen o con destino a un país europeo tienen que adquirir los permisos de emisión de gases de efecto invernadero. Unas medidas que no han sentado nada bien a terceros países como China o Estados Unidos.  
Pero, ¿qué pasa con el resto de sectores?, ¿cómo son los sectores de contaminación difusa: el transporte, la vivienda o la agricultura? ¿Es que acaso estos  no contaminan?, y, ¿no son de uso diario?. 
No obstante, pese a las diversas modificaciones de la Directiva 2003/87/CE, y las demás políticas complementarias que están  llevando a cabo los Estados miembros, parece que los resultados  no son nada esperanzadores. Y cumplir con los objetivos de Kioto  de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un  8%, con respecto a las líneas de base de 1990, para finales de este año, parece más un sueño que una realidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario